2019 Iglesia

Oración para bendecir la medalla de San Benito


Según la tradición, la medalla de San Benito que contiene una oración para la protección del mal debe ser bendecida exclusivamente por su sacerdote. Se le conoce como la oración de exorcismo a la medalla de San Benito.

A continuación  la oración de exorcismo de la medalla:

Sacerdote: Nuestra ayuda nos viene del Señor
Laico: Que hizo el cielo y la tierra.
Sacerdote: Te ordeno, espíritu del mal, que abandones esta medalla, en el nombre de Dios Padre Omnipotente, que hizo el cielo y la tierra, el mar y todo lo que en ellos se contiene. Que desaparezcan y se alejen de esta medalla toda la fuerza del adversario, todo el poder del diablo, todos los ataques e ilusiones de satanás, a fin de que todos los que la usen gocen de la salud de alma y cuerpo. En el nombre del Padre Omnipotente y de su Hijo, nuestro Señor, y del Espíritu Santo Paráclito, y por la caridad de Jesucristo, que ha de venir a juzgar a los vivos y a los muertos y al mundo por el fuego.

Bendición
Sacerdote: Señor, escucha mi oración
Laico: Y llegue a tí mi clamor

Sacerdote: Oremos. Dios omnipotente, dador de todos los bienes, te suplicamos humildemente que por la intercesión de nuestro Padre San Benito, infundas tu bendición sobre esta sagrada medalla, a fin de que quien la lleve, dedicándose a las buenas obras, merezca conseguir la salud del alma y del cuerpo, la gracia de la santificación, y todas la indulgencias que se nos otorgan, y que por la ayuda de tu misericordia se esfuerce en evitar la acechanzas y engaños del diablo, y merezca aparecer santo y limpio en tu presencia. Te lo pedimos por Cristo, nuestro Señor. Amén