2019 Educación En América Familia Iglesia Noticias

Breve Historia del Cristo de las Mercedes Santa Lucia.

El origen cristiano de esta localidad se remonta al siglo XVI, cuando la Orden religiosa de Frailes de La Merced, se estableció en la localidad minera, aunque, por muy poco tiempo. Algunos consideran que de esta presencia, le venga el nombre de “Las Mercedes” a la imagen de Jesús Crucificado.

13- dic. altar mayor

Ciertamente en la arquitectura actual del templo, no existe ningún rasgo que de testimonio que dicha presencia se haya prolongado durante varias décadas, dejando sus huellas, como el escudo de la Orden y sobre todo, como lo es en los demás templos por ellos construidos, un altar a su patrona, nuestra Señora de la Merced.

El nombre original indígena fue “Surcaga”, que significa “Lugar de las ranas”. Surge como un pequeño pueblo minero entre los años 1520 y 1530.  Un hecho de bastante certeza sería, que su nombre actual de “Santa Lucía”, se debió a que esos primeros pobladores cristianos, llegaron a esta localidad, un día 13 de diciembre, fiesta litúrgica de Santa Lucía, Virgen y Mártir del siglo IV.

Debido a que la actividad minera tuvo un auge suficientemente importante que enriqueció a la Corona Española, el Rey Felipe II de España, a manera de retribución donó una imagen de  Cristo Crucificado con articulaciones movibles de los hombros, el 15 de enero de año de 1572; siendo bautizado con el nombre de “El Señor de Las Mercedes” (Expresión clásica del castellano de la época, significaría hoy para nosotros: “El Señor de los Favores”. Cuenta también la tradición oral, que con él vino también la imagen del “Cristo del Buen Fin” que se venera en el Municipio de Cedros, F.M.

 La venerada y antigua imagen de “El Señor de las Mercedes”, puede ser visitada en el interior de la Iglesia y en el centro del retablo mayor, actualmente restaurado. La iglesia no es tan antigua como “El Señor de las Mercedes”, pero si data del periodo colonial. Desde ese 15 de enero 1572, cada año, la comunidad cristiana, celebra con una novena y la víspera (el día 14), el regalo que Dios mismo, ha querido dar a esta comunidad, en la imagen de Jesús crucificado, recuerdo siempre actual de su amor, que como dice San Pablo: “Nos amó y se entregó por nosotros” (Gál 2,20).

 Junto al “Señor de Las Mercedes”, es co-patrona de la comunidad, “Santa Lucía”, virgen mártir del siglo IV, nacida en Siracusa, Sicilia. La imagen de la santa, colocada en la parte superior del retablo, es de origen criollo con un alto valor por su antigüedad y calidad artística. Siendo intercesora ante Cristo, principalmente por los problemas de salud, referidos a la vista, son muchísimos los fieles, que implorando su valiosa intercesión, se dan cita en este templo para implorar su intercesión o para agradecer el milagro obtenido para sus ojos.

santa_lucia_francisco_morazan_iglesia

Testimonia esta realidad los sinnúmeros exvotos o milagritos, como se conocen aquí, de oro y de plata, con figuras de ojos, que la gente en señal de testimonio vienen a depositar ante su altar. La imagen de santa Lucía, aparece con dos atributos, que revelan quien es ella, a saber, la palma en su mano derecha, signo del martirio que sufrió y en la mano izquierda un plato que contiene sus dos ojos, que fueron extraídos a su rostro, como parte de las torturas antes del martirio.

 La iglesia de estilo colonial, se remonta como una pequeña ermita al siglo XVI, que sería según los restos encontrados, la parte del presbiterio y el lugar donde está el retablo principal. A mitad del silgo XVII se le agregaron la nave central y las torres de los campanarios. Se hizo una restauración documentada a finales del s. XIX y principios del s. XX, donde se terminó la fachada actual. Y a partir del 2010 hasta la fecha, se están realizando las restauraciones del retablo Mayor, le techo de toda la iglesia, de los atrios laterales, la zona de los baños y jardines de la misma.

 El retablo mayor de la Iglesia, es de estilo barroco, decorado con detalles vegetales y flores, con cuatro columnas salomónicas en formas espirales. Consta de dos cuerpos y tres avenidas, en el cabezal superior se encuentra la escultura de Santa Lucía, y sobre ella, un pequeño triángulo pintado sobre madera, donde aparece Dios Padre y saliendo de Él, el Espíritu Santo. Corona esta parte un pequeño sol, con las inscripciones JHS.

 En la avenida central se encuentran en el lateral derecho, la escultura del Sagrado Corazón de Jesús; en el centro la escultura del Señor de Las Mercedes y en el lateral izquierdo la escultura de Nuestra Señor del Santo Rosario. En la parte inferior exactamente a los pies del Señor de Las Mercedes, está el sagrario. Las dimensiones del retablo son las siguientes: 4.30 cm de ancho por 6.50 cm de alto.

A %d blogueros les gusta esto: