2018 Break Educación Familia Iglesia Noticias

Francisco: El inválido laboral debe ser integrado profesional y socialmente

La Asociación Nacional Mutilados e Inválidos por el Trabajo, ANMIL, por sus siglas en italiano, desarrolla una función social muy importante, por la cual, el Papa, en su discurso, les manifestó su estima y gratitud

El Papa agradeció a la asociación por la labor que hacen, reuniendo y apoyando a cuantos han sufrido alguna mutilación o invalidad por el trabajo, y esforzándose en promover una cultura atenta a la salud y la seguridad.

Hay tantos, que sufrieron un accidente en el trabajo con consecuencias permanentes y viven una situación de particular sufrimiento, sobre todo cuando la minusvalía les impide continuar a trabajar y proveer para su familia. A todos, el Santo Padre les expresó su cercanía.

“Dios consuela a quien sufre, así como sufrió Él, y está cerca de cualquier situación de indigencia y humildad. Con su fuerza cada uno está llamado a un compromiso efectivo de solidaridad y de apoyo ante quien es víctima de accidentes en el trabajo.

joven en silla de ruedas y el Papa

Apoyo que se debe extender a las familias, que sufren también y necesitan consuelo. Haciendo esto, la ANMIL desarrolla una tarea noble y esencial, y llama a toda la sociedad al deber de reconocer y dar ayuda concreta hacia cuántos han sufrido accidentes en la actividad laboral”.

La escasez de los recursos, que justamente preocupa a los gobiernos, no puede tocar estos ámbitos delicados, porque los cortes deben tener que ver con los desperdicios, y jamás se debe reducir la solidaridad, instó el Papa.

 La indispensable dimensión asistencial no debe tocar los compromisos de la sociedad y de esta asociación, que, en su Estatuto, prevé que se busque la integración o reintegración profesional y social, y está atenta a que la solidaridad se conjugue siempre con la subsidiaridad, de manera que a cada uno se le permita ofrecer al bienestar común su propia contribución.

A %d blogueros les gusta esto: