1PageFlipFides 2018 Break En América Iglesia

Agreden a sacerdote en Nicaragua

El padre Abelardo Toval Ayesta, párroco de la Iglesia San Juan Bautista  de León, Nicaragua fue golpeado este fin de semana en la casa cural. Según información que trasciende en la prensa local, tenía el rostro moreteado e inflamado. Los autores materiales de este lamentable hecho tenían el rostro «encapuchado».

Los maleantes ingresaron por el patio a la vivienda del Padre Toval que se ubica en el barrio San Felipe, una vez estando ahí lo golpearon fuertemente en el rostro, costillas y hasta quisieron asfixiarlo al colocarle un trapo en la cara, según dijo el Padre Víctor Morales, quien es responsable de los medios de comunicación de la Diócesis de León.

“Los encapuchados lo ofendieron como quisieron, le pusieron un trapo en la boca, lo amarraron y lo golpearon en el rostro, el estómago y las costillas. Está muy golpeado, lo atacaron en su casa cural. Será sometido a una valoración médica para conocer su condición real de salud”, explicó el Padre Morales.

Desconocen quien pudo realizar la agresión, ya que los delincuentes solo lo golpearon y le robaron sus pertenencias. El Padre Abelardo nunca ha recibido amenazas de muerte.

El Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, Monseñor Silvio Báez, lamentó y condenó el ataque que sufrió el padre Abelardo Toval, que producto de la golpiza podría perder uno de sus ojos.

La Arquidiócesis de Managua, emitió un comunicado en su cuenta de Facebook, en donde informó que el Cardenal Leopoldo José Brenes se comunicó con el sacerdote Abelardo. «Su Eminencia Cardenal Leopoldo Brenes, Arzobispo Metropolitano de Managua se ha comunicado directamente con el Padre Abelardo Toval de la Diócesis de León a quien le ha manifestado su cercanía y oración por la situación violenta que vivió esta madrugada. Pide a los fieles continuar orando por todos los sacerdotes» indica este comunicado.

Autoridades responden caso del Padre Abelardo Toval

La Policía Nacional de León presentó a los dos de los cuatro autores que golpearon y robaron al padre Cipriano Abelardo Toval la madrugada de este sábado 15 de septiembre en su casa de habitación. Los dos jóvenes acusados del crimen son Sergio Augusto Pacheco (19 años) y Pedro José Pineda Pérez (22 años).

caso-padre-toval-ayesta

Según la Policía el móvil del asalto fue meramente económico. Los asaltantes se llevaron varias prendas y cosas de valor por más de 52,000 dólares. Aunque este monto no ha sido confirmado por el Padre Toval ni por los responsables de comunicación de la Diócesis de León.

A pesar de esta “aclaración” por parte de la Policía, en la ciudadanía todavía rondan las dudas con respecto al caso. Si el motivo fue el robo, no se explica la grave agresión que sufrió el afectado. Con la golpiza, el padre sufrió lesiones muy graves, tanto en su cuerpo como en su rostro. Uno de sus ojos incluso corre el riesgo de perderlo. Por tanto, si el motivo único fuera el robo, no hubiera sido necesaria tanta saña contra el religioso.

A %d blogueros les gusta esto: