2018 En el Mundo Iglesia Noticias

Arzobispo de Dublín espera que el Papa desafié a la Iglesia Irlandesa


 

En su homilía de la misa dominical en la procatedral, el arzobispo Martin dijo que la visita papal de 36 horas sería “breve, pero intensa” y que los días previos a ella estuvieron marcados por “una gran expectativa, alegría y entusiasmo”. y “muchas ansiedades sobre nuestra Iglesia Católica en Irlanda y en lugares más amplios”.

Monseñor Diarmuid Martin dijo que “Mientras esperamos la visita del Papa Francisco, vemos un horizonte complejo de nuestra Iglesia Irlansesa” “Los escándalos de abuso en la Iglesia han producido un profundo resentimiento entre los creyentes, no solo es enojo por el horror del abuso, sino un enfado por el papel del liderazgo de la Iglesia al agravar el sufrimiento de tantas personas en instituciones para niños, madres solteras y mujeres vulnerables”. Sostuvo.

Mons.-Diarmuid-Martin-arzobispo-de-Dublin
Monseñor Diarmuid Martin Arzobispo de Dublín Irlanda

Estas fueron personas que se encontraron en el cuidado de la Iglesia para ser amado y respetado, pero que con tanta frecuencia enfrentaron una dureza extraordinaria.

“Lo que es peor, se encontraban en las principales personas pobres y vulnerables, aquellos que deberían, sobre todo, haber sido los receptores privilegiados de lo que significa el amor y el cuidado de Jesucristo. Me sigo preguntando qué era en el catolicismo irlandés que llevó a tal nivel de dureza”.

“Cuando sumas todas las categorías de víctimas, puedes ver que el número era inmenso. Todavía solo sabemos la identidad de algunos. No es algo que pertenece al pasado, sino un daño que los sobrevivientes y aquellos cercanos a ellos llevan en sus corazones todos los días de sus vidas”.

Sería difícil para el Papa Francisco abordar completamente la profundidad y la complejidad de las heridas que han sido causadas por los errores del liderazgo de la Iglesia y por el mal causado por algunos clérigos. “No va a poder dar todas las respuestas a las preguntas que hace la gente”, dijo monseñor Martin. “Mi esperanza es que él hable amablemente pero también hable con franqueza. 

La historia reciente de la Iglesia en Irlanda tuvo sus momentos de verdadera oscuridad. Necesitamos una Iglesia de luz, una luz que expone la oscuridad por lo que es, y una luz que es tal que los mecanismos de encubrimiento y auto justificación no pueden extinguirse o atenuarse.

“Mi esperanza es que el Papa Francisco desafíe a la Iglesia en Irlanda a ser diferente, a ser más auténticamente la Iglesia de Jesucristo en una cultura que es diferente”.

El arzobispo concluyó su homilía con un llamado a la oración: “Mientras nos preparamos para la visita del Papa Francisco, recemos entonces por la Iglesia irlandesa del futuro. Recemos por aquellos que aún sufren los efectos del abuso. Recemos por los solitarios, los abandonados, los sin esperanza. Recemos por aquellos que no tienen hogar. Oremos por aquellos que están heridos porque la Iglesia no reconoce adecuadamente su dignidad. Recemos por todas las familias.

“Recemos por la intercesión de María, Madre de todos los creyentes”.

A %d blogueros les gusta esto: