1PageFlipFides 2018 Break En América Iglesia Reportaje

Abusos en Pensilvania: otra herida más para la Iglesia

AP_182267310137011
Una gran conmoción ha provocado este escándalo sexual en Estados Unidos.

Vergüenza y dolor son los sentimientos expresados por la Iglesia al hacerse público los informes de escándalo sexual por parte de algunos sacerdotes de Pensilvania, Estados Unidos. A través de un comunicado, la Santa Sede condenó estos crímenes cometidos antes del año 2000.

“La Santa Sede toma muy en serio el trabajo del Investigating Grand Jury de Pensilvania y el largo Interim Report que ha elaborado. La Santa Sede condena inequívocamente el abuso sexual de menores” condena el comunicado que también añade que “El Santo Padre comprende bien cuánto pueden sacudir la fe y el ánimo de los creyentes estos crímenes, y reitera el llamamiento a hacer todos los esfuerzos posibles para crear un ambiente seguro para los menores y los adultos vulnerables en la Iglesia y en toda la sociedad”.

Por su parte, el Cardenal Daniel N. Di Nardo, Presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos (USCCB) dijo que “Nos enfrentamos a una crisis espiritual que requiere no sólo la conversión espiritual, -manifiesta – sino también cambios prácticos para evitar repetir los pecados y fracasos del pasado que son tan evidentes en el informe reciente”.

El informe indica que más de 300 sacerdotes han sido acusados de abusos a más de mil niños, esto desmembrado de seis diócesis ubicadas en Pensilvania. Estos casos corresponden a abuso sexual del clero que datan de 1947.

cq5dam.thumbnail.cropped.750.422
El Papa Francisco condena tajantemente los abusos sexuales cometidos por el clero.

Todas las ocho diócesis de Pensilvania respondieron al informe preparado por un gran jurado, encargado oficialmente según el derecho procesal estadounidense, en un procedimiento no público y con la ayuda de la policía, de investigar posibles comportamientos criminales. La investigación fue abierta por el Fiscal General del Estado. Seis de las ocho diócesis de Pensilvania fueron investigadas, mientras que las otras dos ya habían sido objeto de investigaciones previas.

Conozca más sobre los abusos en Pensilvania

El gran jurado tardó dos años en completar el informe de 900 páginas. Se trata de abusos que tuvieron lugar en el Estado de Pensilvania y que fueron cometidos por miembros de la Iglesia Católica. El expediente abarca los últimos 70 años, lo que ha permitido llevar a cabo una investigación sistemática, aunque no se hayan descubierto nuevos casos. Se encontraron 1.000 víctimas. Pero se estima que el número total es mayor.

A %d blogueros les gusta esto: