Destacado Familia Sin categoría Tema de la Semana

»El SEXTING»: Una práctica digital de mucho riesgo.

El exagerado aumento de las redes sociales como medios de comunicación entre jóvenes adultos, ha dado pie a la implantación de esta peligrosa mecánica sexual.

El ‘’Sexting’’ es una modalidad acogida entre muchas personas en la actualidad, en su mayoría jóvenes y adultos que recurren frecuentemente a las aplicaciones de mensajería instantánea para compartir con su pareja o terceros, fotos, mensajes y videos de índole sexual, emulando la intimidad que por situaciones no pueden contraer.

Desde la fe

A pesar de ser algo que claramente va en contra de los principios y valores enseñados en la mayoría de hogares y opuesta a la fe cristiana, el Sexting se encuentra en un apogeo fuerte, por lo que como Iglesia existe un llamado tajante. El Padre Javier Martínez, licenciado en Teología Moral opina que ‘’la moral cristiana debe ayudar a que el uso de la tecnología no deshumanice, ni sea motivo para denigrarnos, por ello, es importante aprender hacer un buen uso de los medios que tenemos, no deben ser propiciación de pecado, al contrario deben ayudar a que la comunicación sea mejor’’. Para el Padre Javier, medita en lo que esta práctica hace con la persona, al afirmar que ‘’promueve la instrumentalización de personas o cosificación del cuerpo humano para satisfacer el impulso sexual, esto quiere decir que la persona se le reduce a mero instrumento de placer’’.

Riesgoso

Lo complicado para padres, tutores y responsables de adolescentes y jóvenes, es evitar que estos caigan en la práctica, lo que ocurrió con una Madre de familia de la que por motivos de seguridad omitimos su nombre, quien vivió una situación bastante compleja al saber que su hija de solo 15 años de edad envió fotos comprometedoras a un hombre mayor cumpliendo un reto, fotografías que fueron divulgadas. Esta afligida madre, acudió a las autoridades para establecer una denuncia con la que afirma que ‘’el resultado de este juego es peligroso. La imagen de mi hija circulaba por toda la comunidad, era  el centro de burla, de picardía de muchos jóvenes”. Esta situación evocó el sentimiento de culpa en esta mujer: ‘’en mi mente aún no dejo de culparme ya que por dedicarle más tiempo a mi trabajo y no a ella, pasó lo que pasó; yo no sabía el alcance de la tecnología y las consecuencias de no saber quiénes son las amistades que frecuentaba ella’’.

 

Legal

Junto al testimonio de esta Madre de familia, hay muchos más que no encuentran respuesta ya que en Honduras el Código Penal no tipifica un delito por la difusión de material con contenido sexual íntimo, pero si existe un chantaje para recibir un beneficio a cambio de no publicar el material. Este hecho es visto por gran parte de la sociedad como algo a lo que no debe ponerse demasiada atención pero que ya ha dejado evidencia del peligro que representa. La actualidad hondureña habla de extorsiones, despidos en las empresas y hasta intentos de suicidio por esta situación, misma que denigra la integridad física y moral de la persona, una realidad dura que debe ser vista muy de cerca.

PRINCIPAL 1

CLAVES

1 Desorden

Según estudios psicológicos, el practicante de ‘’Sexting’’, evidencia un deseo ferviente de afecto y llamado de atención, además de no contar con una estabilidad emocional y amorosa. Esta práctica muestra una búsqueda insaciable de deseos que en la mayoría de casos, son impuros o van ligados a la infidelidad.

2 Cuidados

Ciertamente la tecnología seguirá su curso y avanzará día a día de forma acelerada; he allí el reto de cada usuario de las mensajerías instantáneas para evitar caer en la tentación de practicar el ‘’Sexting’’, un llamado de atención para muchas parejas de novios e incluso matrimonios, a estar bastante atentos a cualquier insinuación.

3 Atentos

El papel de los padres de familia con el cuidado sobre lo que ven sus hijos, es fundamental para evitar que los menores caigan en este peligroso juego. Buscar actividades fuera de casa, fomentar la confianza, evitar los espacios cerrados donde la tecnología se apodera de la atención de los adolescentes y jóvenes.

4 Sensibilizar

Con la proliferación de casos de extorsión o acoso en la juventud, los centros educativos deberán poner de su parte con métodos de prevención del ‘’sexteo’’, con el fin de que el alumnado e incluso padres de familia, comprendan el riesgo que conlleva el compartir fotografías de tipo sexual a través de las redes sociales.

5 Dignidad

El pensar antes de compartir fotografías de tipo sexual, va ligado al cuidado de la integridad física y a más de eso, cuidar la parte moral de cada uno, esta que al final tendrá sus efectos secundarios luego de transcurrido un episodio a causa de material erótico en manos equivocadas o mal intencionadas.

 

OPINIONES

Luis Sevilla

Consultor en Marketing Digital

‘’Hay personas que están creciendo con la creencia de que si no está en las redes sociales no sucedió. Esto da pie a encender las alarmas sobre la privacidad y seguridad de nuestra información personal’’.

Javier Martínez

Presbítero

‘’Debemos educar en el pudor como auténtica alternativa moral, ya que pone limite a la cosificación y deshumanización del cuerpo, y ayuda a que los medios digitales no sean ocasión de pecado’’.

Felipe Pineda

Catedrático UNAH

‘’Por despecho, celos o venganza, se trata de hacer quedar mal a los demás, publicando fotografías, videos o incluso mensajes comprometedores”,

 

“Estos actos se pagan con cárcel”

LORENA CÁLIX, GENERAL DE COMUNICACIONES MP

La legislación penal en Honduras, deja claro en el artículo 149 se establece que se comete el delito de pornografía por cualquier medio, ya sea mecánico o con soporte informativo, electrónico o de otro tipo financie, comercialice, produzca o reproduzca, distribuya, importe, exporte, ofrezca o difunda material donde se utilice a la persona e imagen de personas menores de 18 años de edad en acciones eróticas o pornográficas, el delito puede llegar a ser penado con 10 a 15 años de prisión con multas que oscilan entre los 200 y 300  salarios mínimos; ahora lo que está ocurriendo con respecto a la difusión con contenido pornográfico donde resulta en algunos casos que son relaciones sexuales aparentemente consentidas entre personas adultas y que son grabadas y utilizadas posteriormente para hacerlas virales o para en algunos casos chantajear, es otra naturaleza, ese sentido ya se cae en delitos contra el honor y se podría, dependiendo de la naturaleza de los hechos tratarse de una pornografía como tal ya corresponde al Ministerio Público hacer las valoraciones pertinentes una vez que se recibe la denuncia. Si se trata de delitos contra el honor, a través de un apoderado privado, las personas pueden presentar las querellas ante los juzgados correspondientes, ya que este se trata de un delito de orden privado; también debemos dejar claro que le Código Penal establece que la tenencia del material pornográfico en contentivo de delito y se puede penar con cárcel de al menos 6 años. El Ministerio Publico ha recibido denuncias bajo el esquema de que las personas podrían estar siendo chantajeadas.

 

A %d blogueros les gusta esto: