Danli

Una semana para Dios en El Paraíso

Una semana para Dios en El Paraíso
La masiva participación de los fieles caracterizó la celebración de la Semana Santa en el oriente del país.
Los misterios de la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesús se vivieron con mucha peculiaridad en la ciudad de El Paraíso, El Paraíso. Comenzaron el Domingo de Ramos en donde resalta la presencia de los Delegados de la Palabra de Dios y laicos de diferentes sitios, que estuvieron de misión en las aldeas y comunidades que atiende esta parroquia.

Actividades El Lunes Santo se celebró la Eucaristía en el templo parroquial y posteriormente se realizó la procesión de Jesús atado a la columna por las calles de esta ciudad. El siguiente día, las actividades comenzaron con la Misa y posteriormente se realizó una procesión con la cruz y sudario del Señor. El Miércoles Santo, los feligreses de esta parroquia se trasladaron a la Catedral de Danlí para participar en la Misa Crismal y acompañar a sus sacerdotes en este importante acto. Por la tarde, se realizó una jornada de confesiones y se rezó el Santo Vía Crucis con la espiritualidad del Movimiento Juan XXIII.

Triduo El Jueves Santo, que se conmemora la institución de la Eucaristía, el Sacerdocio y el Mandamiento del Amor, se celebró la Eucaristía en el templo parroquial y luego se tuvo la visita al monumento y la adoración eucarística de cinco de la tarde a 11 de la noche. Después de esto, todos los fieles participaron en la Procesión del Silencio, donde sobresale la imagen del Nazareno y el sonido de las cadenas que anuncian este sacrificio.
El Viernes Santo, las actividades comenzaron con el Vía Crucis desde las ocho de la mañana por las principales calles de El Paraíso. Cabe destacar las alfombras hechas por los diferentes grupos apostólicos de esta parroquia. El Vía Crucis concluye con el descendimiento y la unción de la imagen del Cristo Yacente. Se realiza el rezo de las 7 palabras, la Coronilla de la Divina Misericordia, con los oficios de la Pasión y se concluye el día con el Santo Entierro.
El sábado se realizó la Vigilia Pascual, comenzando con la bendición del fuego, la liturgia de la Palabra, la renovación de las promesas bautismales y la liturgia eucarística. Se concluyó con la celebración del Domingo de Resurrección y la llegada de los misioneros y Delegados de la Palabra que estuvieron de misión toda la Semana Santa.

A %d blogueros les gusta esto: