Los mexicanos dijeron sí a las tareas de rescate

Los mexicanos dijeron sí a las tareas de rescate Miles de voluntarios se sumaron para ayudar a los damnificados en México. El terremoto que sacudió las tierras aztecas la semana pasada ha dejado a centenares de familias de luto por las incontables pérdidas humanas, pero eso ha quedado corto en comparación a cómo el pueblo mexicano se volcó a formar parte de los equipos de rescate.

Nutridos grupos de alumnos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) se aprestaron a ayudar con las labores durante la noche del desastre. Durante la contingencia se informó de al menos 44 derrumbes de edificios, escuelas, puentes peatonales y otros tantos daños en propiedad privada.
Los mexicanos demostraron que son un país luchador, ya que a pesar de los daños, demostraron que unidos podrán resurgir de los escombros luego de esta tragedia parecida a que los afecto en también en septiembre pero de 1985.

Ayuda internacional
También equipo de voluntarios conocidos como los “Topos Chile” viajaron a México para unirse a las tareas de búsqueda y rescate de personas atrapadas entre los escombros tras el terremoto. De igual manera Honduras envió a más de 30 miembros del grupo Katrachos USAR, para poder ser parte de las labores.

A %d blogueros les gusta esto: