Noticias

“Quiere venir…”

Palabra de vida | “Quiere venir…” Tony Salinas Avery Sacerdote Jesús en estas palabras “escandalosas” que hoy dirige a todos, señala que el verdadero discípulo está dispuesto a entrar en la dinámica de “perder” todo por la donación a Él.

El seguimiento de Jesús se ve hoy puesto a prueba para aquellos sus primeros discípulos, que van con Él hacia Jerusalén. Ellos van acompañándolo seguramente esperanzados en un mesianismo popular triunfalista, por lo que Jesús les hace parar, detenerse, para encarar la realidad exigida para quien quiera seguirle. Él lo hace a través de tres frases, que podemos señalar como “escandalosas” o “duras”. La primera está proponiendo la cruz como centro, hacia la cual el propio Cristo se está encaminando al ir a Jerusalén. El discípulo deberá seguir al Maestro hasta el despojo total. La segunda y la tercera frase de Jesús se construye sobre un par de verbos antitéticos: “perder” y “salvar-ganar”.
Jesús como percibimos al escucharlo, modifica radicalmente tal concepción. Perder para Jesús es una capacidad libre de romper con todas las ataduras del propio egoísmo de las cosas materiales, para “encontrase” verdaderamente; es la verdadera conquista humana, que lleva a la vida plena y lograda a la que apuntaban los filósofos.
No es pues, un “perder” masoquista o punitivo, es un “perder” por una razón fundamental de la que no se queda defraudado, la causa de ese perder es Cristo. Él va contra corriente a los principios de su sociedad y la de todos los tiempos, acomodada en el hedonismo que produce el consumismo y la arrogancia social, económica y política de los que siempre emergen como dueños del mundo.
A este propósito, cómo nos conviene hoy recibir con especial agrado y devoción el mensaje del autor de la Carta a los Hebreos: “Corramos también nosotros con perseverancia por el camino que nos está delante, teniendo fija la mirada en Jesús que se somete a una cruz” (12,1-2).

Preguntas para la meditación personal: ¿A lo largo de mi vida, he podido comprender el verdadero sentido de estas palabras de Jesús?

A %d blogueros les gusta esto: