Noticias

“No se cansen nunca de hacer el bien” Cardenal Rodríguez

“No se cansen nunca de hacer el bien” Cardenal Rodríguez Texto y fotos: Eddy Romero emromero@semanariofides.com Síguenos en www.fidesdiariodigital.com La tradición de celebrar fiestas patronales es antiquísima. Su finalidad es realizar un novenario al patrón de cada parroquia, en las fechas en que se celebra el día de éste. Según el cardenal Óscar Andrés Rodríguez, “la madre Iglesia nos dice que estar bajo el patrocinio de un santo, nos deja el ejemplo de su vida, la ayuda de su intercesión y la participación en su destino”.


Es por eso, que la celebración en honor a San Ignacio de Loyola que se realizó recientemente en un sector capitalino, más que sólo una memoria litúrgica, es una fiesta de fe. Este sector fue creado parroquia en diciembre del 2007 y desde ese entonces, elogian la vida del fundador de los jesuitas.
Seguir su ejemplo es uno de los pilares de las fiestas patronales, es por ello, que el cardenal Rodríguez dijo que “no podemos pensar que la santidad es algo del pasado, es el plan del señor Jesús para cada uno de los bautizados”.
Gracias al ejemplo de su vida podemos observar “todo lo que puede hacer una persona que no era brillante en su fe, pero que se encontró con el Señor Jesús y como este acontecimiento, cambió su vida, lo que lo llevo a obedecer a Jesús y llevar una meta. El entendió que quería ser un soldado contra el mal, un soldado que estaba a favor del Señor Jesucristo para mayor gloria, sabiendo que su labor era luchar por Jesús en el Reino de Dios” dijo.

CELEBRACIÓN Para festejar 10 años de haber sido creada parroquia, esta Iglesia local tuvo varias actividades en torno a su santo patrón. Realizaron una novena y una noche musical el día previo a su fiesta. El propio día, celebraron la Eucaristía y observaron una película sobre la vida de San Ignacio. Presidió esta misa el cardenal Rodríguez.
El arzobispo capitalino, dijo a los fieles que “esta parroquia es un camino de santidad, yo conozco aquí desde que no había nada y ver todo lo que ustedes han hecho como respuesta de amor al Señor Jesús nos alegra”.
“Yo le pido al Señor y les deseo que cada día vayan conociendo y amando mejor a Jesús y a la madre Iglesia para que ese camino sirva. Sigan adelante, no se cansen nunca de hacer el bien, porque es verdaderamente el camino de felicidad” finalizó.

A %d blogueros les gusta esto: