Movilidad Humana

No escondamos las causas ni las cifras de la migración

Monseñor Solé
No escondamos las causas ni las cifras de la migración
“Migrar es un derecho, es también un derecho no tener que emigrar y trabajar para no verme obligado a emigrar sería una realidad si se controla mucho más la extorsión,

la violencia porque han cambiado las cifras, si antes se emigraba para buscar trabajo o enviar dinero, hoy la cantidad de personas que emigran lo hacen por miedo, les han matado un familiar, porque los están extorsionando, amenazas, toda esa violencia tan fuerte que hay, ya se está volviendo la principal causa de la migración y eso es cuestión que el gobierno se lo plantee seriamente”. Monseñor Solé.

Texto y fotos: Suyapa Banegas
sbanegas@semanariofides.com
Síguenos en http://www.fidesdiariodigital.com
El gobierno hondureño debe asumir una postura un poco más comprometida y no tener miedo a plantearse las verdaderas causas de la migración y tampoco dar cifras que a veces disimulan o maquillan el problema, señaló monseñor Luis Solé, obispo de Trujillo y presidente del Departamento de Movilidad Humana de la Conferencia Episcopal.
El obispo planteó su preocupación ante el aumento de los hondureños retornados de Estados Unidos y México, que no encuentran en el país las condiciones para desarrollar una vida normal y están peor ahora que han sido retornados que cuando migraron en busca del sueño americano.
En ese sentido dijo que; “No dejaremos de seguir buscando casas de acogida, reuniones de los obispos que están en las frontera de Guatemala, frontera de Honduras, frontera de El Salvador con Honduras. Las diócesis fronterizas que se sienten, que hablen, que vean qué se puede hacer, que ampliemos el banco de datos de la gente que va y que viene, que trabajemos mucho porque haya más consulados”.
Es necesario “presionar al gobierno, se necesitan más consulados para que la gente que está en esa situación tenga al menos una idea de lo que le dicen las autoridades de su país. Todo esos son trabajos que pareciera que no resuelven una crisis tan grande, pero damos signos que con buena voluntad si se puede manejar mejor el problema”

PROBLEMA COMPLEJO “El Problema de la migración en este momento es tan complejo que empiezo a entender un poco que el Papa haya querido reunir en un solo dicasterio sobre Derechos Humanos, lo que se trabajaba en distintas áreas. Por ejemplo, la Pastoral de Movilidad Humana de Itinerancia y otras, porque cuando vemos un problema de esta magnitud, tenemos que pensar en todos los elementos que se suman para que se dé el problema y cuando un problema se hace general en muchos países, quiere decir que es un problema grave que no es un problema de un país”.

CADA VEZ MÁS DIFÍCIL “Estamos manejando que Honduras es un país que más emigra, y esto es cierto, por ahora las cifras demuestran que es el país que más emigra. Pero habría que estudiar otras circunstancias que nos permitieran comparar con la migración de otros países centroamericanos. El retorno es un problema provocado por Estados Unidos, evidentemente pero creo que podemos decir sin faltar a la verdad que México se ha sumado, por decirlo así y se ha convertido en instrumento de las políticas de Estados Unidos, al menos en general se puede decir esto, quizá habrá excepciones dentro del país mexicano de gente que siempre hay gente muy buena, incluso autoridades que procuran, pero en general la política de Estados Unidos ha marcado la política que quiere que siga México para que México sea ya una barrera”, y, de allí ya no se pueda ir más arriba”.

CAUSA Y EFECTO Monseñor Solé expresó: “entonces el retorno habría que analizarlo desglosando de donde vienen, porque vías vienen y cómo es el trato que se les da a esos retornados por las distintas vías por las cuales regresan al país, es un problema muy complejo no tenemos el personal voluntario suficiente como para cubrir en todas las fronteras, porque antes era una sola frontera hoy cualquier frontera ya es camino de ida y de retorno. Está muy complicado el trabajo en este campo de la pastoral que habría que asumir desde el gobierno hondureño una postura un poquito más comprometida y no tener miedo a plantearse las verdaderas causas y no dar cifras tampoco que a veces disimulan o maquillan el problema.

El dato
Acciones de la pastoral
“La Iglesia no va a dejar de trabajar, prescindiendo de los Estados Unidos, de México y del gobierno de Honduras, no podemos dejar de trabajar una Pastoral que tiene por sí misma la garantía de ser de las más antiguas, porque cuando leemos en estos días los Hechos de los Apóstoles cómo tenían que salir de persecución eran migrantes forzados y la Iglesia sabía organizarse para responder a esas crisis, entonces la crisis actual, que no es solamente de Centroamérica, Europa está pasando problemas graves y no estaban acostumbrados a cantidades masivas de migrantes”.

AHNELO ANTE LA MIGRACIÓN
“Se sueña con que el nivel de empleo en el país aumente mucho, que las familias entiendan que hay rupturas forzadas por el derecho a migrar no son más importantes que el sacrificarse un poco no viviendo con tantas ventajas pero quedando unida la familia, no romper la familia el sueño de la Pastoral del Migrante es que las condiciones del país eviten, tanto por un descenso de la violencia, como por un aumento del empleo y de las condiciones económicas disminuya pero como le decía antes, emigrar es un derecho no vamos a dejar…entonces hay muchas familiares en Estados Unidos que están deseando que sus familiares vayan a vivir allá, esa migración tampoco la vamos a frenar, porque reunir a la familia me parece que es tan importante como conseguir una economía que nos saque adelante”.