Noticias en desarrollo

Catedral San Pedro Apóstol, ícono de la fe

Catedral San Pedro Apóstol, ícono de la fe Mide 65.50 metros de altura. El ancho interior es de 40 metros. Visitantes admiran la estructura y las figuras que adornan: reposan de la paz que transmite la Iglesia.


Texto y fotos: Helen Julissa Montoya Hand
hmontoya@unicah.edu
Síguenos en http://www.fidesdiariodigital.com
Los que han tenido la oportunidad de pasearse y permanecer unos momentos por el parque central de San Pedro Sula, habrán podido apreciar lo atrayente de la ciudad: la mirada se sumerge en la extensión arquitectónica que ocupa la Catedral San Pedro Apóstol.
Dentro del ruidoso tráfico del centro, los religiosos se detienen en el atrio de la Iglesia para adquirir rosarios que han sido bendecidos. Una señora ingresa a meditar mientras espera el inicio de la misa.
La catedral que es dedicada al patrón San Pedro Apóstol que en junio festejan con efervescente fe. La Iglesia fue fundada en 1912 y se encuentra ubicada en el centro de San Pedro Sula. Su estructura se combina con la suntuosidad del sagrario, la representación de la virgen, de los apóstoles y las estaciones.
La entrada de luz y aire, de los detalles artísticos; el orden gigante de las columnas, de los pináculos y su llamativa forma cóncava en su interior. Y sobre todo, la majestuosidad de las pinturas elaboradas con clara de huevos, agua y óleo de color sorprende a cualquiera.
Son varios encantos en su interior, desde la virgen María cuando estaba pequeña, confesionario de madera del siglo pasado, y hasta cuatro tumbas de obispos.

IGLESIA DEL CONSUELO La señora Carmen Mejía ha acudido a prender una vela a San Judas Tadeo. “Rezo por la esperanza y la acogida de los pobres. Aquí me siento en mi casa”, relata.
Ingresan todo tipo de perfiles, personas en crisis emocionales, en situaciones difíciles, sin empleo hasta personas con problemas de drogadicción y algunos que llevan mucho tiempo en la calle y que no pueden cambiar de vida porque están ya tan excluidas de la sociedad que no se les da oportunidades y que la mayoría acude al comedor solidario a almorzar de forma gratuita.

SÍMBOLO DE DEVOCIÓN La Catedral se encuentra en pleno centro de San Pedro Sula: en la tercera avenida, primera calle, frente al parque central. La iglesia es considerada como un ícono de la identidad de la ciudad y símbolo de fe y devoción del pueblo católico sampedrano. Al inicio de la obra se invirtió aproximadamente, 2, 000,000.00 de lempiras.
Estructura posee varios retablos: de los santos, la Virgen María y el Sagrado Corazón de Jesús. Posee una serie de decorados e íconos que adornan la fachada y sus interiores. La torre del campanario está hecha por una cúpula con baldosa. En la otra se encuentra el reloj que suena sus alarmas cada media hora.

UN POCO DE HISTORIA Orlando Andino, fue el principal protagonista de la construcción de la catedral San Pedro Apóstol: sin poseer conocimiento en arquitectura e ingeniería, dedicó 38 años para concluir la edificación que era como su mayor tesoro. En fecha reciente, en noviembre de 2016, fallece el señor Andino, quien por devoción a su fe, construyó la catedral.
Su esposa, Alejandrina Díaz cuenta que don Orlando Andino, inició a trabajar como aprendiz de albañil. En ese entonces, tenía mente ágil, era curioso y trabajador. Asegura que la sabiduría la obtuvo de manera empírica y autodidacta. Aprendió todo sobre el oficio: compró y estudió libros sobre ingeniería.
El conocimiento que adquirió con esas intensas lecturas le sirvió, al grado que al poco tiempo se convirtió en la mano derecha del encargado de la edificación; el señor Pablo Baraona. Recién finalizada la Segunda Guerra Mundial y antes de concluir el mandato de Tiburcio Carías Andino, Orlando quedó al mando de la construcción con solo 19 años de edad.
Su esposa agradece a su creador (refiriéndose a Dios) por darle el privilegio de conocer y casarse con un hombre al que cataloga como genio de la construcción, habiendo logrado cursar a penas segundo año de primaria. “Nos amamos de verdad”, relata entre llantos la viuda, quedándose por varios minutos con la mirada fija y al aire, como que si mente vagara al pasado. Con voz suave y pausada, recuerda que en sus años vividos juntos tuvieron un matrimonio amoroso. Su boda eclesiástica se realizó en la catedral que construyó. Un religioso entrevistado asegura que este hombre está en el cielo pues ese espacio se lo ganó al construir la catedral.

Las Cifras
5 Millones
De ladrillos de buena calidad se emplearon para el trabajo de albañilería de la catedral San Pedro Apóstol.

A %d blogueros les gusta esto: