Arquidiócesis

Los jóvenes son los que más emigran del país

Los jóvenes son los que más emigran del país
Las estadísticas reflejan que a la fecha ya suman más de 13 mil hondureños retornados de Estados Unidos y México.
Delfina Janeth Lagos
dlagos@semanariofides.com
Foto: Archivo
Síguenos en http://www.fidesdiariodigital.com
Diferentes instituciones se unieron para ser parte de la Primera Jornada de Reflexión y Acción Sobre Realidades de la Migración Internacional en Honduras, evento que se llevó a cabo en las instalaciones de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras.

Esta actividad se realizó durante varios días en el cual se impartieron diversos temas, enfocados en concienciar principalmente a la juventud sobre la migración.  La jornada tuvo como objetivo lograr incidir en acciones que aborden la migración de forma global y con enfoque de derechos desde diferentes perspectivas.
Los principales participantes en este evento fueron jóvenes, y entre  algunos de los temas abordados están: Monólogo sobre la Migración en Honduras, Juventud Divino Tesoro, Migración en Honduras, perspectivas y desafíos. Es de resaltar que en cada ponencia los expositores se enmarcaron en dar esas consecuencias de la migración que continúan siendo las mismas pero dadas de manera que los muchachos (as) entienda los riesgos que corren.

PROBLEMA SOCIAL Uno de los expositores fue el director de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO)  Rolando Sierra, quien califica a la migración como un problema social, “la mayoría de hondureños en la actualidad tenemos un familiar o un conocido que se aventuró a seguir esa ruta migratoria y está de manera ilegal en EEUU y es de gran importancia que en eventos de migración se tome en cuenta a la juventud,  ya que son ellos los que más están emigrando a otros países y eso no es bueno para Honduras”.
Sierra detalló que históricamente el país siempre ha estado presente en este tema migratorio. En la década de los 60 y 70 se dio el fenómeno del desplazamiento interno, pero en este tiempo el fenómeno es que Honduras es un país  expulsor, y más en los últimos años que se ha desatado un gran flujo de familias completas, niños solos o jóvenes que se arriesgan a buscar nuevas alternativas, ya sea porque huyen de la violencia o por la misma pobreza” expresó. Al término de esta jornada se cerró con una plática con alumnos del Instituto Central Vicente Cáceres, siguiendo ese objetivo de concienciar a la nueva generación.

A %d blogueros les gusta esto: