Voz del Papa

Cruz de la JMJ en camino a Panamá

Cruz de la JMJ en camino a Panamá
Los jóvenes polacos entregaron los signos de la Jornada Mundial de la Juventud a una delegación de Panamá, Centroamérica y México. Hubo presencia de hondureños en este acontecimiento.
AGENCIAS.-Uno de los momentos más emocionantes de la misa del Domingo de Ramos celebrada por el Papa en la Plaza de San Pedro este fin de semana, fue cuando los jóvenes polacos entregaron la Cruz Peregrina a los jóvenes de Panamá, sede de la próxima Jornada Mundial de la Juventud 2019.
Varios jóvenes miembros de las distintas delegaciones panameñas, de Centroamérica y México que estuvieron presentes en la Eucaristía esperan con gran alegría la visita del papa Francisco. Entre las personas que tuvieron este privilegio, están la joven Jensy Trochéz, oriunda de Choluteca y que es la secretaria ejecutiva del Departamento Nacional de Pastoral Juvenil de Honduras DENPAJH y el padre Marco Antonio Mejía, de la diócesis de Juticalpa y asesor nacional de los jóvenes en Honduras.
Desde del inicio, todo el pueblo panameño se ha volcado en los preparativos para la organización de este gran evento de carácter internacional, convocado por el Papa y que reunirá a una gran multitud de jóvenes de diversas nacionalidades, con el fin de encontrarse con Cristo.
“Queremos invitar a todos los jóvenes del mundo a participar en la JMJ en Panamá. Desde ya los esperamos con los brazos abiertos, es Jesús quien está en movimiento, quien está en cada uno de nosotros y nos llama a este encuentro”, explicó una peregrina de la parroquia de la Santa Cruz, de las Comunidades Eclesiales de Base y añadió “esperamos que el Papa, con sus dotes de sabiduría y amor, ilumine a los pueblos, a la gente y que Panamá aproveche esta oportunidad que Dios nos ha dado”.
El entusiasmo de los jóvenes panameños colmó el ambiente de una Plaza de San Pedro desbordada de alegría, tras la celebración eucarística presidida por el papa Francisco.
Dentro de la delegación panameña, estaba la señora Lorena Castillo de Varela, Primera Dama de la República de Panamá quien habló sobre los actuales desafíos existentes en su país a nivel social e invitó a todos los jóvenes de América “a unirse y participar, incluso como voluntarios, en esta JMJ”.
“Panamá es un país muy pequeño pero lleno de amor, los esperamos a todos en 2019”, fue el mensaje de otra acompañante de esta delegación, Dalis Ballesteros de la parroquia El Señor de los Milagros.

VIGILIA El papa Francisco participó de la vigilia de oración realizada en preparación a la Jornada Mundial de la Juventud, que se llevará a cabo en Panamá en 2019, y al Sínodo de los Obispos, que se realizará en 2018 dedicado a los jóvenes.
Durante la vigilia, celebrada en la basílica de Santa María la Mayor, en Roma (Italia), jóvenes polacos presentaron la Cruz Peregrina y el ícono de la Virgen María Salus Populi Romani.
Estuvo presente el arzobispo de Panamá, monseñor José Domingo Ulloa Mendieta, junto con otros prelados del país centroamericano. Participaron también coordinadores y delegados de las Pastorales de Juventud de todo el mundo.
El Papa, además de animar a participar en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) Panamá 2019, invitó a prepararse para el futuro Sínodo sobre “Los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional” que se celebrará en 2018, “para todos los jóvenes sin importar si son o no católicos”, aseguró el Pontífice.
“Ni el Sínodo ni la JMJ serán un espectáculo, un circo en que después se olvide todo. No, son algo concreto. La vida requiere lo concreto y esta es su vocación”, dijo Francisco y llamó a la juventud a que abra su corazón a los grandes sueños y a los ancianos.
“No sé si estaré en Panamá, pero estará el Papa y el Papa les preguntará: ‘¿Han tomado el sueño de los ancianos?’ Recen por mí y preparémonos todos juntos para el Sínodo y para Panamá”, pidió.

ORACIÓN
Padre Misericordioso, Tú nos llamas a vivir nuestra vida como un camino de salvación: Ayúdanos a mirar el pasado con gratitud, a asumir el presente con valentía, a construir el futuro con esperanza.
Señor Jesús, amigo y hermano, gracias porque nos miras con amor; haz que escuchemos tu voz, que resuena en el corazón de cada uno con la fuerza y la luz del Espíritu Santo.
Concédenos la gracia de ser Iglesia en salida, anunciando con fe viva y con rostro joven la alegría del evangelio, para trabajar en la construcción de la sociedad más justa y fraterna que soñamos.
Te pedimos por el Papa y los obispos, por los jóvenes y todos los que participarán en la próxima Jornada Mundial de la Juventud en Panamá, y por quienes se preparan a acogerlos.
Santa María la Antigua, Patrona de Panamá, haz que podamos orar y vivir con tu misma generosidad: «He aquí la sierva del Señor; hágase en mí según tu palabra» (Lucas 1,38).

A %d blogueros les gusta esto: