Diócesis San Pedro Sula

Renovados desde los más pequeños

Renovados desde los más pequeños
Jubileo de oro, acontecimiento nacional por los 50 años de la Renovación Carismática Católica de Honduras.
Fotos y texto: Johanna Kattan
jokattan@semanariofides.com
Síguenos en http://www.fidesdiariodigital.com
En el cielo se miraban luces de colores, mientras los corazones de miles de hondureños vibraban del gozo en el Estadio Olímpico Metropolitano durante la celebración de los 50 años de la Renovación Carismática Católica.
“Grandes cosas ha hecho por nosotros Yahvé, y estamos alegres! Tengo mucho que agradecer a la Renovación Carismática Católica, RCC”, expresó Francis López,  coordinadora nacional de la RCC, durante el gran jubileo.

AGRADECIMIENTO   La coordinadora expresó su alegría en este acontecimiento. “Son muchos los regalos que he recibido de parte del Señor, descubrir que Él me ama, más de lo que me imagino, ser parte de esta iglesia universal, descubrir a Jesús en la Eucaristía, clamar al Espíritu Santo a diario, la hermandad de unos con otros, la diversidad de carismas que es una riqueza inagotable, la evangelización permanente, la búsqueda de la santidad”.
“Y ahora en el 2017, tener el honor de celebrar el año del Jubileo, 50 años de esta bendita corriente de gracia, ha sido y seguirá siendo un honor servir y llegar a la meta como dice San Pablo. Puedo decir como el salmista: “Como  pagar a Yahvé  todo el bien que me ha hecho?”, Francis López.

GOZO Una multitud celebró el aniversario 50 de la RCC Emocionado desde el inicio hasta el final, el asesor nacional de la RCC, Padre Víctor Ruiz, expresó su gozo en la celebración de este jubileo. “Hoy este estadio se ha convertido en el mismo cenáculo donde fue pentecostés. También hace 50 años, allá en El Arca y La Paloma en Pittsburg, se realizó el primer seminario de vida en el Espíritu”. Ruíz, destacó la presencia de una multitud,  “unas  50 mil almas en este estadio Metropolitano”.

HISTORIA La Renovación Carismática Católica es una corriente de gracia que nació en 1967, de forma espontánea (sin fundador reconocido), en la Universidad Católica de Duquesne (Pittsburg, Pensilvania, USA). Tres profesores católicos laicos de la universidad, William Storey, Ralph Keifer y Patrick Bourgeois se empezaron a reunir en grupos de oración y reflexión en el otoño de 1966. Estos profesores sentían que algo faltaba en su vida cristiana personal sin saber especificar el qué. Empezaron a pedir en oración que el Espíritu Santo les concediera llenar el vacío de su vida con la experiencia de Cristo resucitado. Se reunieron en la casa de espiritualidad El Arca y la Paloma para tener un retiro del 17 al 19 de febrero de 1967 con un grupo de estudiantes y reflexionar juntos sobre la vida de las primeras comunidades cristianas, según relatan los primeros capítulos de los Hechos de los Apóstoles.
Cincuenta  años después, el 18 de febrero, en los cinco continentes se ha celebrado este jubileo de oro. En Honduras, San Pedro Sula fue la sede para el gran acontecimiento. “Hoy todos unidos hemos venido para pedir un nuevo pentecostés, no solo para nosotros, sino también para el mundo entero”, dijo la representante en  San Pedro Sula, Maydi Redondo.

JORNADA Momentos característicos, el rezo del rosario, mientras la imagen de la Virgen de Suyapa. Ingresaba al estadio.  No podía faltar uno de los grandes momentos, en la Eucaristía.
El obispo de la Diócesis de San Pedro Sula, Ángel Garachana dijo: “Llamados ustedes también renovación carismática, animados por el espíritu, sean constructores de comunidad.” Garachana invitó a vivir con un corazón pacificado. “Un corazón que no devuelva mal por mal, violencia por violencia, sino que tiene perdón y sólo así se puede construir una relaciones personales, nacionales e internacionales que realmente den a las personas este  gran llamado que hace Jesús”.
“El Espíritu es el que nos capacita para este amor. Estamos llamados a amar de esta manera, no podemos nosotros los cristianos católicos entrar en esa espiral de la violencia- Que nos está envolviendo y nos está ahogando. No podemos entrar en ella todos los que llevamos en hermoso título de cristianos, de discípulos de Cristo”. Al renovarse un cristiano, deja toda atadura para emprender cambios. “Todos tenemos cadenas, tenemos que pedir al Señor que nos libere. Nos toca llevar a la gente hambrienta del Señor”, dijo monseñor Romulo Emiliani, quien pidió a la gente orar por Honduras.

VISITA PRODIGIOSA  El sacerdote eudista, originario de Colombia,  José Gregorio Rodríguez Suarez,  vino esta vez a Honduras para celebrar este acontecimiento. “Me siento muy contento, a mí me tocó celebrar los 40 años. Es un momento muy especial., porque realmente se ve como el Señor, sigue obrando, sigue dando paz, obrando consiguiendo la conversión que es lo más importante, la acción del espíritu nos concede la gracia de cambiar de mentalidad y de comprometernos. Cómo dicen los documentos de la Iglesia, es una corriente de gracia en la Iglesia y para la Iglesia”.

RECONOCIMIENTOS
• Hermano Steve Rhinehart (QDDG)  (quien trajo la RCC
  a Honduras
• Hermana Marina Hernández de Rodríguez (QDDG)
• Hermano Rubén Mendoza
• Padre Enrique Silvestre
• Padre Jesús Martínez
• Monseñor Scarpone
• Padre Pedro Drouin
• Monseñor Jaime Brufau
• Monseñor  Angel Garachana
• Monseñor Rómulo Emiliani
• Padre Víctor Ruíz (asesor nacional)
• Padre Carlo Magno Núñez (ex asesor)

El Espíritu es el que nos capacita para este amor. Estamos llamados a amar de esta manera, no podemos nosotros los cristianos católicos entrar en esa espiral de la violencia- Que nos está envolviendo y nos está ahogando. No podemos entrar en ella todos los que llevamos en hermoso título de cristianos, de discípulos de Cristo”.
Ángel Garachana
Obispo

A %d blogueros les gusta esto: