Opinión Punto de Vista

Nueva diócesis

Nueva diócesis
Por Manuel Cerrato
Periodista
Llegó por fin la tan esperada noticia. El Papa Francisco creo la Diócesis de Danlí nombra al presbítero José Antonio Canales Motiño como su primer obispo. Nuestra reacción es de acción de gracias a Dios y de grandísima alegría de parte de los sacerdotes, religiosas, laicos y de las comunidades parroquiales. El pueblo católico de la zona oriental de nuestro país ha esperado largos años esta buena noticia, hasta hoy la vicaría de El Paraíso se ha esforzado con alegría y generosidad en construir la casa del obispo, la curia diocesana y el templo de la Inmaculada Concepción, destinado a ser la catedral.
El acontecimiento que se nos anunció en cadena por nuestros medios de comunicación social católicos es histórico y reviste gran importancia para la Nueva Evangelización y el desarrollo integral del Departamento del Oriente de Honduras, que de ahora en adelante será llamada Diócesis de Danlí. Seguramente que la feligresía espera ahora en que se erija la nueva Diócesis la misa y toma de posesión de su primer obispo, quien será su primer pastor.
Ha sido toda una preparación, inició los trabajos Monseñor Darwin Andino ahora obispo de la Diócesis de Santa Rosa de Copan, y luego de monseñor Juan José Pineda obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Tegucigalpa quien se entregó en el trabajo atendiendo a la feligresía en cada una de las parroquias que conforman esa jurisdicción eclesiástica, le dio atención a los jóvenes, niños y adultos, celebró eucaristías, hizo el envío de catequistas, preparación de acólitos, celebración de liturgias en las fiestas patronales de todas sus parroquias y las constantes reuniones con los consejos parroquiales un día su expresión fue: “ me siento como un padre orgulloso de sus hijos sacerdotes porque tiene olor a ovejas”.
Conozco a muchos de los presbíteros que se entregan en el trabajo pastoral y sé que en realidad su labor pastoral es de entrega día a día por lo que puedo asegurar que la nueva diócesis avanzará en el camino de la misión de predicar a Jesús en todas las comunidades parroquiales, con hombres y mujeres dispuestos a evangelizar, en las cortas palabras brindadas después de dar la tan grata noticias monseñor José Antonio Canales expresó, que se tendrá que revisar el plan pastoral para la nueva diócesis.
Cuenta con varias pastorales y con buenos equipos y agentes de pastoral, medios de comunicación como Radio Crisma, y un proyecto televisivo que realizan un trabajo de evangelizar y en donde los movimientos, y las diferentes comunidades hacen acopio a esos medios con el fin de evangelizar y orientar a la feligresía aparte de medios de comunicación seglares que se ponen al servicio de la Iglesia.
La noticia nos ha caído como un regalo de año nuevo, Dios nos ha bendecido con la designación de una nueva Diócesis y un obispo que tendrá la responsabilidad de conducir la Iglesia de la zona oriental del país. La fecha ya ha sido fijada para el once de marzo seguramente que las comisiones que tendrán la responsabilidad de los preparativos para la ordenación episcopal del recién nombrado obispo y de la erección de la nueva diócesis, una gran fiesta de nuestra Iglesia, la Conferencia Episcopal, invitados especiales, medios de comunicación y la feligresía en general estarán presente para animar la fiesta.
Monseñor Canales realizará las visitas de cortesía con el fin de ir conociendo lo que será su nuevo hogar y los preparativos del gran evento que marcará su vida, seguramente que el recibimiento será muy efusivo por el clero en especial con quien cuenta desde ya, de los innumerables laicos, que viven, trabajan y se entregan cada día con amor, lo recibirán con esperanza como su pastor permanente, su cayado les indicará el camino, porque podrá anunciar a todos la alegría del Evangelio.
Seguramente que monseñor Canales una vez posicionado en la jurisdicción se reunirá con el clero, las comunidades religiosas y las delegaciones pastorales, donde podrá conocer más de cerca los procesos pastorales que están muy adelantados.