Destacado

Dibujan sonrisas entre los más pobres

Dibujan sonrisas entre los más pobres
El Centro Odontopediátrico y Detección de otras Patologías CODOPA ubicada en las cercanías del Centro de Salud Alonso Suazo funciona desde el año 1992 y  favorece a niños de escasos recursos tanto en su Programa Escuelas como en demanda espontánea.
Suyapa Banegas
sbanegas@unicah.edu
Fotos: Lilian Flores
Síguenos en http://www.fidesdiariodigital.com
En salud siempre es mejor, como expresa el dicho, prevenir que curar y la salud bucal no es la excepción. Ya que muchas veces se minimiza la importancia de esta parte del cuerpo y más en los niños pequeños porque tienen dientes llamados  de leche (temporales), es fundamental que el tratamiento en ellos, de ser necesario, se lleve a cabo correctamente para evitar futuras consecuencias en los dientes permanentes.
Una boca enferma es la puerta de acceso de múltiples enfermedades y complicaciones.  En cambio una sana, favorece la buena salud de todo el organismo.
Muchas veces no se acude al odontólogo por lo costoso que resultan estos tratamientos. Pero en la ciudad capital cientos de infantes acuden al Centro Odontopediátrico y Detección de otras Patologías CODOPA,  ubicado en las cercanías del Centro de Salud Alonso Suazo.
Unos pertenecientes a escuelas de barrios marginados y otros que acuden de manera personal en compañía de sus padres,  para recibir tratamiento dental accesible a su bolsillo.
Este centro funciona desde el año 1992, y se tiene una alta demanda de pacientes, tan sólo por la jornada de la mañana se atiende un promedio de 70 pequeños.

ATENCIÓN ESPECIAL La doctora Aracely Ortega, coordinadora de la Unidad de Educación y Prevención de CODOPA expresa: “Aquí le damos prioridad a la educación, todos los padres y niños reciben una charla preventiva,  porque son ellos los responsables del cuidado dental de sus hijos y todos los niños aprender la técnica de cepillado”.
“Atendemos a niños desde los 0 años a los 14 años, contamos con odontopediatras los que atienden desde las seis y media de la mañana”. En CODOPA se cuenta con al menos 35 personas que trabajan en pro de que los pequeños reciban una óptima atención.

PROGRAMA ESCUELAS Este programa es muy noble ya que se trabaja con niños de las escuelas que son de escasos recursos. “Los niños vienen desde primer a sexto grado, tenemos una demanda grande. En enero es cuando atendemos más niños es cuando ha terminado el periodo escolar.
Según la doctora  la caries es considerada una pandemia mundial, pensamos que hace falta mucha educación en todos los lugares de Honduras, es vital que los padres se preocupen por la salud bucal de los niños. Los resultados que obtenemos son muy buenos, los niños logran una disciplina en su cuidado dental.  La filosofía de este centro es integral, incluso vemos pacientes con retos especiales”.
El centro cuenta también con una psicóloga, quien tiene una especialidad en fobia dental. “Paciente que no se deja trabajar por miedo pasa con nuestra psicóloga  y cuando ella nos dice que ya está listo empezamos su tratamiento”.

APRENDIZAJE Y PREVENCIÓN
Al llegar al centro nos llamó la atención un grupo de niños y niñas que con su cepillo y pasta dental en mano se formaban en fila ayudados de una especialista. Ingresaban de seis en seis a su clase de técnica de cepillado, donde aprenden como limpiar sus piezas dentales, entre risas y la vitalidad que los caracteriza terminaron este proceso, para luego esperar el momento en que fueran llamados por una odontóloga para su tratamiento.

DESAPARECIENDO EL MIEDO
En compañía de su madre una pequeña recién salía de su cita con la psicóloga del centro, quien con mucha paciencia tomó a la niña de la mano y la condujo hasta la silla odontológica en donde le mostró cada uno de los instrumentos con los que le harán su tratamiento, y así con esto ayudar a que se disipe su miedo, después de esta demostración le dijo a la madre  ¡Ya ella está lista para iniciar su tratamiento! ¡Ahora ya no vendrás conmigo sino con la odontóloga! Le dijo a la pequeña quien se mostraba muy contenta.
La licenciada Iveth Rivera es la Psicóloga del CODOPA, labora en este centro hace 23 años y compartió el importante trabajo que realiza con los pequeños que acuden aquí.
“Aquí en el CODOPA hay dos tipos de servicios, demanda espontánea que son los niños que se acompañan con sus padres y el otro el programa escuelas, al paciente en demanda espontánea se le atiende para prepararlo al tratamiento odontológico, para manejarle la ansiedad dental y para manejar lo que es fobia dental. En el programa de escuelas ya se ve todo motivo de referencia que la maestra envíe al servicio de psicología, por esa área podemos ver trastornos del desarrollo psicológico y del aprendizaje escolar, vernos trastornos de conducta, vemos problemas de ansiedad y lo de la fobia dental”.
En cuanto al tratamiento que se les da a los pequeños ella nos explicó que hay niños que tienen una fobia y hay otros que sólo tienen una ansiedad anticipatoria o ansiedad dental: “Normalmente  si están con ansiedad dental nada más se trabaja con una técnica que se llama de modelado simbólico o de modelado participante, se le da información de tipo sensorial, información de los procedimientos, se le expone a todo eso que se le dijo que iba a sentir y dar paso a paso, si ya es una fobia se hacen protocolos más largos”.
Según esta especialista es que el 15% de los pacientes que acuden a los servicios de odontología en este centro presentan un tipo de miedo o fobia: “La razón tiene que ver con  muchos factores hay niños que es porque lo han escuchado, generalización de  sus experiencias en consultorios médicos y generalizan al odontólogo, porque han escuchado a familiares que les ha dolido mucho, hay muchas vías de aprendizaje del porqué se van instalando los miedos”.
El papel de los padres es de suma importancia es por ello que la licenciada Rivera aconseja: “Se les dice a los padres que no le ofrezcan a sus hijos la inyección como castigo, que no le ofrezca venir al odontólogo como castigo, le pedimos el acompañamiento a los padres que le recuerde al niño paso a paso que es lo que va a hacer por qué lo va a hacer, que lo trae aquí porque es importante para su salud y otra que lo quiere mucho y porque lo quiere sano lo trae que aunque le sea desagradable es un paso que tiene que hacer por el bien de su salud”.
“Está reportado en la literatura que entre más pronto se vaya al dentista y no por un dolor o una experiencia desagradable,  es mucho mejor para prevenir los miedos, en países más desarrollados se tiene una política que los niños asisten por flúor, aprenden a conocer la clínica como un lugar amigable y no desagradable. En países como el nuestro hay que romper con el mito que los llamados “dientes de leche no hay que arreglarlos”, culturalmente dejamos el biberón por mucho tiempo y eso causa caries no se le lavan los dientes a los niños, entonces cuando ya vienen a la consulta vienen por tratamientos que son ya un poco invasivos y eso genera más miedo”.

Las Cifras
15 Por ciento
De los pacientes que acuden a los servicios de odontología en este centro presentan un tipo de miedo o fobia.

BENEFICIO
Uno de los centros educativos beneficiados es la escuela Estado de Israel de la colonia Flor del Campo. En esta oportunidad los niños de primer grado asistieron a su tratamiento, para su maestra “Esto es un excelente programa para los padres de escasos recursos, porque es gratis, lo que nosotros colaboramos es en el transporte nada más para movilizarlos de la escuela para aquí a CODOPA, ellos tienen su citas periódicamente y vemos muy buenos resultados en los niños es una gran ayuda para ellos”.

A %d blogueros les gusta esto: