Actualidad

Comunicado fraterno de la Familia Franciscana y la Iglesia Cristiana Ágape

Comunicado fraterno de la Familia Franciscana y la Iglesia Cristiana Ágape
En el Espíritu de unidad de nuestro Señor Jesucristo, celebramos el  “Encuentro ecuménico sobre el cuidado de nuestra “hermana la madre tierra”, motivados por la encíclica “Laudato Si” del papa Francisco, nos pronunciamos en los siguientes términos:
1. Nuestra patria Honduras y todo el planeta tierra es la casa común que habitamos; la creación amorosa, hermosa y perfecta de Dios, entregada en nuestras manos con el fin de que la administráramos de manera responsable y cuidáramos para nuestro bien  y  el de las generaciones futuras.
2. Si destruimos y contaminamos la “Madre Tierra”: talando y quemando sus bosques, contaminando y secando sus ríos por la explotación de las empresas mineras; si destruimos la biodiversidad y los ecosistemas, junto con toda la belleza del paisaje, estamos asesinando toda la comunidad de vida.
3. Hacemos memoria de Berta Cáceres, líder indígena, defensora de derechos humanos, hermana y custodia de las tierras lencas y sus bienes naturales. Valoramos su legado espiritual del cuido y protección de la creación.
4. Llamamos a las autoridades del gobierno y sus instituciones, a no hacer leyes y acciones corruptas que convierten la “Madre Tierra” en mercadería de empresarios inescrupulosos y países extranjeros, que no les importa el  bien común y ni la vida de la población hondureña.
5. Llamamos a los ciudadanos y ciudadanas de Honduras a exigir con respeto y valentía a nuestros gobernantes e instituciones, la protección y el uso adecuado  de los bienes naturales  que nos ha provisto la “Madre Tierra”.
6. Celebramos con alegría y responsabilidad el hermoso don de Dios que es la “Madre Tierra”, nos comprometemos públicamente  en su  protección para el bien común.
“Esta hermana (La madre tierra) clama por el daño que le provocamos a causa del uso irresponsable y del abuso de los bienes que Dios ha puesto en ella”.  Laudato Si #2
“¡Despertemos¡ ¡Despertemos Humanidad¡ Ya no hay tiempo”.  Berta Cáceres.
“Señor, dueño nuestro, ¡que admirable es tu Nombre en toda la tierra!  Sal 8.

Por una Honduras “Madre Tierra” para todos y todas
Familia Franciscana e Iglesia Cristiana Ágape de Tegucigalpa

A %d blogueros les gusta esto: