Arquidiócesis

Llevar la alegria del Evangelio es nuestra misión

Lilian Flores
“Fides un regalo que no tiene precio”
Me considero una persona bendecida por formar parte del Semanario Fides desempeñándome como periodista  y aunque no tengo tanto tiempo trabajando en él,desde que llegué en el 2013 para realizar mi práctica profesional ha sido un tiempo de mucho aprendizaje.
Puedo decir que mi llegada a Fides fue en el momento preciso, porque solo habían dos periodistas y de alguna manera fui como un alivio para ellas porque el trabajo se repartió entre las tres, yo iba con todas las ganas de aprender pues era mi primera experiencia laboral en esta carrera, pero no puedo negar que también tenía miedo, pero las ganas de aprender eran más grandes que mis presagios y temores.Antes de finalizar mi período de práctica se me hizo el ofrecimiento para formar parte de esta familia, agradezco al licenciado  Víctor Hugo Álvarez Director de este medio y a todos mis compañeros quienes en ese momento apoyaron esta decisión.
Podría decir que mi vocación por el periodismo  nace de una manera bien extraña, porque mi primera carrera es el magisterio, y lo más  lógico era sacar una especialidad en educación, sin embargo al no encontrar trabajo en esa área decidí cambiar de horizontes y opté por estudiar Periodismo, no fue muy fácil llegar a  la meta pero al final y con el apoyo de mi familia lo logré. Lo bonito de esta carrera es saber que a través de ella me he convertido en una evangelizadora y que con mis escritos aportó a una sociedad que esta sedienta del amor de Dios.
Es muy bonito el acercamiento con las personas a las cuáles tengo que entrevistar, en muchas ocasiones me ha tocado llorar y  reír al escuchar sus historias, como profesionales del periodismo no debemos apartarnos de la realidad que se vive en el país y la sensibilidad  ante un hecho o testimonio conmovedor no debe pasar desapercibida, porque antes de ser comunicadores somos seres humanos. Esto lo comprendí una vez estando aquí porque antes consideraba que Fides era más noticias de lglesia y en realidad tratamos todo lo que tenga que ver con la realidad de la persona humana.
Muchas veces pensamos en realizar un trabajo para recibir un sueldo, sin embargo más que una entrada económica con mi trabajo en Fides he ganado amigos y experiencia y eso no tiene ningún precio.

Dania Velázquez
Retomando la Vida
“Y no querrá la Virgen que sean propagadoras de la Buena Nueva” dijo nuestro fundador Julián Collell CMF a la señorita Carmen Rugama, hoy en nuestros corazones como la que recibió la inspiración y fundó la congregación de Misioneras Cordimarianas de la cual soy parte.
Propagadoras de Buena Prensa, dijo que sí el Corazón de María. Por eso dije sí yo también cuando Monseñor Miguel Lenihan me solicitó comenzara a enviar notas al Fides, sobre el caminar del Obispo y de las principales hechos de la Diócesis. Retomar la escritura también me alegró y acercarme al vivir y quehacer de tantas personas que dan vida a la Diócesis a la Iglesia, me sigue nutriendo el alma. Por ello me gusta describir, subrayar los en detalles y mensajes que son Buena Nueva. Este año y meses que llevo compartiendo esta misión en el Fides me he encontrado en este medio un grupo de comunicadores con fuerte convicción católica y deseo de ser cada vez más y mejores publicaciones, responder mejor ante los gritos de la tierra, de la humanidad en demanda de justicia, solidaridad y el bien común, en construcción del reino de Dios.

Marco Cálix
Fides fue mi primera escuela
Mi paso por el Semanario Católico Fides podría decirse que fue una mera casualidad, esto porque fue mi primera experiencia en los medios de comunicación. Fue algo extraño porque esto era para un requisito que piden en la universidad como parte de la práctica profesional y mi primer opción fue la Radio Católica, lugar en donde me dijeron que mejor me acercara al director del Semanario Víctor Hugo Álvarez, porque consideraron que por ser el Decano de la Prensa Nacional, podría utilizar de mejor manera lo aprendido en  las aulas universitarias.
De entrada la libertad de poder escribir no con la rigidez del diarismo, me cautivó  del trabajo en el Semanario, que contaba con un pequeño pero enérgico equipo que se convirtió en mi segunda familia después de mi hogar, y como en toda familia había alegría, pleitos, llanto, reflexiones, regaños que sirvieron al final para poder encausar mi estilo y que hasta la fecha sigo conservando y el que he ido mejorando con el pasar de estos seis años de ejercer esta noble labor llamada periodismo.
A pesar que Fides es un semanario especializado en temas religiosos, pude aprender que los temas sociales están íntimamente ligados a la doctrina social de la Iglesia, que nos llama a no permanecer mudos ante las injusticias de la sociedad, y es donde descubro que desde una pantalla de un ordenador y un teclado se puede escribir desde el más sencillo articulo hasta la crítica constructiva ante una situación que puede llegar a convertirse en un referente para cambiar una forma de pensar en los lectores, quienes son al final los que juzgan y aplican nuestro trabajo en sus vidas.
En conclusión Fides fue mi primera escuela, misma a la que sigo queriendo y que me ha llevado a complementar lo que aprendí en otros medios y otras fuentes informativas nacionales, pero con la mejor parte, que puedo tener esa libertad de hacer lo que más me gusta respetando mi pensar y dejando desarrollar mi forma de escribir y mi forma de hacer periodismo.

María Macoto
Que Fides continúe siendo de satisfacción para usted
Fides el Decano de la Prensa Nacional” ha cumplido a lo largo de sesenta años la labor de informar, educar y orientar a todos sus lectores.
La sociedad hondureña es bendecida de contar con un semanario que se preocupa por llevar a sus lectores todo lo que se suscita en el país y el mundo. A través  de sus líneas enriquecemos nuestros conocimientos pues los temas que se presentan son de actualidad y orientan a la población en el relato de los hechos y las posibles soluciones. Los lectores están atentos cada fin de semana de comprar la edición para darse cuenta de lo que surgió o se realizó en las diferentes parroquias.
Lo valioso de este semanario es que se fomenta el amor a  Dios, a la vida, a la naturaleza, al ser humano. Cada contenido se redacta con responsabilidad y entrega, sabiendo de antemano que somos hijos del altísimo por lo que le debemos respeto al ser humano. Doy gracias a Dios por la oportunidad de escribir para este Semanario donde mi compromiso es llevar lo mejor de la información a sus manos. Felicidades, Dios derrame muchas bendiciones y  que cada día esta Semanario sea de la satisfacción de la sociedad hondureña.

Héctor Espinal
“Dios capacita a los elegidos por eso acepté”
Ser parte del equipo de corresponsales del Semanario Fides me llena de mucha alegría; estoy aquí por la voluntad de nuestros Señor  Jesucristo y quiero recordar la lecturabíblica de Juan 15, 16 que dice: “No me elegisteis vosotros a mí; sino que yo os elegí a vosotros; y os he puesto para que vayáis y llevéis fruto, y vuestro fruto permanezca; para que todo lo que pidiereis al Padre en mi nombre; Él os lo dé”. Nunca me imaginé redactar y hacer notas informativas en Fides, mi experiencia era más en televisión y radio; pero en un momento difícil de mi vida, recibí una llamada de nuestro Obispo Monseñor Guido Charbonneau para confiarme esta misión,tenía mucho miedo, pero con la confianza de que Dios capacita a los elegidos lo acepté. Mis talentos y mis dones siempre estarán al servicio de nuestro Señor Jesucristo. Estar presente en estos 60 años de aniversario del semanario Fides es una gran bendición;es celebrar el trabajo de muchas personas, que han entregado sus talentos por todo este tiempo, Feliz aniversario.

A %d blogueros les gusta esto: