Diócesis San Pedro Sula

Visita Papal transformó terreno de feria a lugar de encuentros de fe

Visita Papal transformó terreno de feria a lugar de encuentros de fe
Ahora se conocerá como “El Punto”, un predio antes disputado entre México y Estados Unidos se convierte en un sitio para actividades religiosas, además de ser de interés para turistas nacionales e internacionales.
Fotos y texto: Johanna Kattan
jokattan@suyapamedios.com
Síguenos en http://www.fidesdiariodigital.com
Tal como lo esperaban los habitantes en Ciudad Juárez, la visita del Papa Francisco queda bien aprovechada no sólo con sus mensajes también con la infraestructura desarrollada con motivo de su visita.
Antes de la llegada del Papa Francisco a Ciudad Juárez, en  una entrevista con el Semanario Fides el  sacerdote Francisco Javier Calvillo Salazar, director de la Casa del Migrante en esa ciudad, dijo que se pretendía que el lugar que se acondicionó para la Misa multitudinaria el pasado 17 de febrero, luego se convertiría en un lugar para encuentros de la comunidad.
El anhelo de muchos sacerdotes y laicos se hizo realidad. El Obispo de la Diócesis de Ciudad Juárez, monseñor José Guadalupe, dispuso que a partir del 28 de febrero todos los domingos se celebrara la Eucaristía  en ese predio que ahora se llamará “El Punto”. Un predio que quedó bendecido con la celebración eucarística presidida por el Papa Francisco.Para los juarenses es sorprendente lo que ahora acontece en ese predio, explica don Lorenzo, un conductor de taxi quien recuerda la historia en la que ese terreno estuvo en disputa por más de un siglo entre México y Estados Unidos, pero que quedó en México por el desvío natural del cauce del río Bravo.
El vicario general de la Diócesis de Ciudad Juárez, René Blanco, presidió la primera Misa en “El Punto”. En el altar donde el Papa Francisco celebró, donde estuvieron  94 obispos, entre ellos ocho cardenales, además de 560 sacerdotes y 250 mil feligreses.

OBRA DE ARTE Y FE
El altar donde el Papa Francisco  celebró la Misa en  Ciudad Juárez, México, cerca de la línea fronteriza con Estados Unidos, es una obra diseñada por los arquitectos suizos Jacques Herzog y Pierre de Meuron, reconocidos tras haber ganado el premio Pritzker de Arquitectura, considerado el Nóbel de esta actividad.Herzog y Meuron,  autores del famoso “Nido del Pájaro”, el principal estadio sede de los Juegos Olímpicos de Beijing de 2008, diseñaron y donaron el altar de “El Punto”, el cual mide 70 metros de largo, 22 de ancho y 14 de altura, según fuentes eclesiales el costo fue alrededor de dos millones de dólares.
A unos metros del Río Bravo en Juárez, o Rió Grande según Estados Unidos, resalta el hermoso altar, una obra donada por los artistas antes mencionados“Es una obra linda, con unaarquitectura contemporáneo, pienso que se trató de rescatar el retablo de los altares y sobretodo se ve mucha sencillez para darle prioridad al Cristo y a la imagen de la Virgen de Guadalupe”, comenta la arquitecta mexicana, Abril Sánchez Solís. “Creemos que le dieron un carácter muy mexicano y muy juarense y esperamos que sea un espacio bendecido. Tiene colores que representan el escudo del Vaticano”.

A %d blogueros les gusta esto: