Diócesis San Pedro Sula

Fiesta en la Catedral de San Pedro Apóstol tras Ordenación Diaconal

Ángel Rolando Flores Serrano es el nuevo diácono de la Diócesis de San Pedro Sula, luego de varios años de preparación.
Daniela Naranjo
danielanaranjom@gmail.com
Fotos: Daaniela Naranjo
Luego de ocho años en el Seminario Mayor Nuestra Señora de Suyapa,  y un año sirviendo en la parroquia San Juan, de Rio Lindo,  Ángel Rolando Flores Serrano  fue admitido en orden de los diáconos. La ceremonia de ordenación diaconal fue realizada por Monseñor Ángel Garachana. Obispo de San Pedro Sula.
Ángel Rolando nace en el municipio de La Flor,  departamento de Lempira, el 13 de Noviembre de 1972, años más tarde realiza sus estudios técnicos en refrigeración,  aire acondicionado y electricidad industrial en el centro técnico profesional. En el 2007 ingresa al Seminario Mayor Nuestras Señora de Suyapa, y ocho años después egresa en el 2014, iniciando su experiencia del bienio pastoral en la parroquia San Juan Bautista.
“Muchos me decían que si estaba nervioso y yo les digo no, estoy alegre, no es un motivo de ponerse nervioso, sino que es un acontecimiento de alegría.Me acuerdo que en un retiro, el padre nos decía que todo era don y gracia. Por eso le doy gracias a Dios, por este ministerio diaconal, especialmente a Monseñor Ángel Garachana, por la confianza que ha depositado en mí y le doy gracias a toda mi familia, que viene desde mi pueblo lempira”, menciona Ángel Rolando Flores Serrano.
Según el catecismo de la iglesia católica, corresponde a los diáconos, entre otras cosas asistir al obispo y los presbíteros en la celebración de los divinos ministerios sobre todo de la Eucaristía y la distribución de la misma, asistir a la celebración del matrimonio y bendecirlo, proclamar el evangelio y predicar, presidir las exequias y entregarse a los diversos servicios.
El Obispo de la Diócesis de San Pedro Sula, Ángel Garachana menciona el papel de Ángel Rolando como diácono,“El servicio al altar, el servicio a la liturgia de nuestra Iglesia, el anuncio de la Palabra, y el servicio de la caridad para con los pobres, esas son as tres funciones que tienes que desempeñar,Rolando ya se ha ido ejercitando porqué ya  lleva un año en una parroquia, además de diversos años en el Seminario, pero ahora, va a ejercer este triple ministerio diaconal”.
Con lágrimas de orgullo en su rostro, el padre de familia, Alberto Aragón, expresa su alegría “Siento una gran emoción, es lo mejor que Dios nos ha dado. Es una bendición darle mi hijo al Señor, para que él pueda llevar el mensaje a todas  aquellas personas que más lo necesitan, especialmente en el tiempo que estamos. Hoy nuestra familia esta alegre y todos estamos presentes, cubrimos la mayor parte de la Iglesia ya que somos más de 200 personas“.
Antes de culminar la celebración Monseñor Ángel dijo una noticia la cual alegró a los presentes, “Ya puedo adelantarles que no va a ser para mucho tiempo diacono, porqué ya tengo en mente de ordenarle pronto de sacerdote, porque ya tiene años y experiencia, pero pronto creo que van a estar invitados para su ordenación ya como presbítero”.
Ángel Rolando Flores ahora diácono, es decir, el servidor de todos, anhela junto a sus familiares reunirse de nuevo en la Catedral San Pedro Apóstol para recibir su ordenación sacerdotal.

A %d blogueros les gusta esto: