Destacado

En Honduras los Derechos Humanos, se violentan constantemente

El derecho  a la alimentación, es un mal que golpea a miles de familias y los niños son los más afectados.
El derecho a la alimentación, es un mal que golpea a miles de familias y los niños son los más afectados.

“El papel de los DDHH es evidenciar la situación que se vive en el país  y hacer que el Estado, que viola los derechos humanos de las personas aprenda a respetarlos”. Ayestas.
Lilian Flores
liflores@unicah.edu
Fotos: Eddy Romero / archivo
Síguenos en http://www.fidesdiariodigital.com
A menudo es muy frecuente que al ser humano le sean arrebatados sus derechos, hasta en lo más mínimo se tiene que tolerar este delito, desde el simple hecho de no ser escuchado, hasta que le arrebaten la vida en un abrir y cerrar de ojos.
Desde el momento en que el ser humano nace adquiere derechos que le sirven para desarrollarse y fortalecerse como persona. Alimentación, educación y salud deben de ser derechos básicos para cada uno.  Sin embargo,  hay miles de personas que no gozan de ellos.
La población hondureña está cansada de ver tantas injusticias, cuando las personas son señaladas o condenadas por ser de una raza o etnia diferente a la nuestra, cuando son discriminados por padecer de alguna limitación física, cuando se les niega un trabajo por tener una mayoría de edad, cuando se les limita a la libre expresión, y así como estos podemos mencionar muchos más atropellos de los que son victimas.
Con el transcurso del tiempo, se han desarrollado un conjunto de instrumentos y mecanismos para asegurar la primacía de los derechos humanos y para hacer frente a las violaciones donde quiera que ocurran.

CONMEMORACIÓN
La promoción y protección de los Derechos Humanos ha sido una de las mayores preocupaciones para las Naciones Unidas desde 1945. Tres años después, en la Declaración Universal de los Derechos del Humanos, la Asamblea General señaló que el respeto a los derechos humanos y a la dignidad de la persona humana “son los fundamentos para la libertad, justicia y paz en el mundo”. En 1950 la Asamblea General invitó a todos los Estados miembros y a las organizaciones interesadas a que observaran el 10 de diciembre de cada año como Día Internacional de los Derechos Humanos.
En esta ocasión el día está dedicado al lanzamiento de una campaña de un año de duración para conmemorar el 50 aniversario de los dos pactos internacionales de derechos humanos: el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales y el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, que fueron adoptados por la Asamblea General el 16 de diciembre 1966.
Los dos Pactos, junto con la Declaración Universal de los Derechos Humanos, constituyen la Carta Internacional de Derechos Humanos, que establece los derechos civiles, políticos, culturales, económicos y sociales que adquiere todo ser humano al nacer.

REALIDAD
Uno de los derechos más violentados en nuestro país es el derecho a la vida, diariamente a un buen número de personas les arrebatan la vida por diferentes motivos. Y lo más lamentable es que la gran mayoría de estos casos no son esclarecidos y no pasan de sumarse a la lista de casos sin resolver. Quedan en la impunidad. La modalidad de ahora es quitar la vida a varias personas al mismo tiempo, recientemente hemos sido testigos de varias masacres en diferentes departamentos del país, en donde entre cinco y siete personas perdieron  la vida en cada masacre, de manos de personas que no tuvieron ningún asomo de piedad.
Son hechos que se realizan sin importar que centenares de familias sufren por la pérdida de un ser querido que en muchas ocasiones es quien llevaba el sustento del hogar.
Ante estos hechos de criminalidad que se han dado, el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres, hizo un enérgico llamado a la población y al gobierno para hacer un frente común contra la violencia delincuencial y evitar hechos como los ocurridos.
Al mismo tiempo instó a las autoridades encargadas de la seguridad en el país a investigar los hechos de manera efectiva hasta identificar a los culpables y ponerlos a la orden de los tribunales para su juzgamiento.
De igual manera dijo que hay un irrespeto total a la vida  que debilita la fuerza de la sociedad, la integración social. Asimismo agregó que el estado debilita cuando no se toman medidas de prevención, de alerta temprana y de investigación que conduzcan a la aplicación de la ley.
Herrera Cáceres  dijo que en defensa de los derechos humanos, siempre ha hecho llamados a la unión de la sociedad y el Estado para  hacer un frente común pero eso significa desatarse de ese vínculo de temor para luchar contra las causas circunstanciales  y estructurales que motivan esta situación que vivimos  en la actualidad.

PROPUESTA
Recientemente el Comisionado Roberto Herrera pidió al gobierno implementar la Agenda 2030 de las Naciones Unidas, con la finalidad de erradicar la pobreza, luchar contra la desigualdad, fomentar la inclusión social, crear un crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible y preservar el  planeta.
Argumentando que estamos ante una coyuntura internacional positiva que posibilita reemplazar totalmente el tradicional discurso de desarrollo cuya esencia y práctica ha sido un crecimiento económico excluyente que, en Honduras, ha traído aparejada la pobreza y  la marginación de la mayoría del pueblo.
Indicó que es necesario sustituir esa situación por el actual razonamiento internacional del desarrollo de contenido humanitario que  está centrado en la protección, promoción y respeto de la dignidad humana de las personas por medio de un crecimiento económico, incluyente, sostenido y sostenible  que reduzca la desigualdad en Honduras y entre Honduras y otros países.
Esta agenda fue adoptada, el 27 de septiembre del 2015,  con el fin de mejorar notablemente las condiciones de vida de las personas partiendo del reconocimiento de su dignidad, particularmente de los grupos o sectores en condiciones de vulnerabilidad.

PROYECCIÓN
Para el padre German Cálix, Director la Pastoral Social Cáritas, las organizaciones dedicadas a Derechos Humanos han jugado un papel muy importante, velando por el bienestar de las personas aunque muchas veces no han sido escuchados.
De igual manera considera a los DDHH como la columna central de cualquier constitución, para garantizar los derechos para toda la población y  no solamente para un sector seleccionado. A su juicio cree que se ha pasado de múltiples violaciones  aun descuido de los Derechos Humanos.
“No han habido avances sustanciales,  pero si se ha mejorado y la gente a tomado conciencia de que tiene derechos y los exigen”.
Asimismo agregó que la Iglesia hace varios años lanzó una campaña denominada “Cero Hambre” basada en el derecho que toda persona a nivel mundial tiene de alimentarse, y que este 10 de diciembre en todas las diócesis se harán vigilas para pedir que este derecho sea cumplido y que el ser humano tome conciencia sobre esta situación.

UNIVERSALES
Los Derechos Humanos universales están a menudo contemplados en la ley y garantizados por ella, a través de los tratados. El derecho internacional de los Derechos Humanos establece las obligaciones que tienen los gobiernos de tomar medidas en determinadas situaciones, o de abstenerse de actuar de determinada forma en otras, a fin de promover y proteger los derechos humanos y las libertades fundamentales de los individuos o grupos.
Migdonia Ayestas,  Directora del Observatorio de la Violencia,   manifestó que cada día  se tiene  que ir evidenciando que los Derechos Humanos son inalienables, que  la ciudadanía tiene que aprender a que se le respete y el Estado a respetarlos, porque al no hacerlo sólo evidencia la problemática que hay en el país.
Para ella el primer derecho que se deberespetar es el derecho a la vida, “cuando hay 14 homicidios diarios, hay 14 familias que lloran y lamentan la pérdida de su ser querido. Muchas veces estas personas son las que sustentaban el hogar, ahí es donde hay que definir y pensar, que necesitamos desarrollar mejores esfuerzos y mejores estrategias para garantizar el derecho a la vida y a la libertad”.
Este año el Observatorio de la Violencia ha contabilizado hasta la fecha 95 eventos suscitados, en donde han perdido la vida 352 personas.  “Esto es lamentable porque en relación al año pasado que fueron 90 eventos en donde 331 personas perdieron la vida, ya van cinco eventos más”.
Ayestas lamentó esta situación “mientras no haya una investigación criminal, no se encuentren los responsables, y una judicialización de los casos, entonces los criminales van a creer que tienen la libertad para desarrollar su acción criminal sin que el Estado pueda hacer nada para detener esta acción y más bien  pueden llegar  a sustituir el papel que le corresponde”.
Derechos Humanos
Estos son inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de nacionalidad, lugar de residencia, sexo, origen nacional o étnico, color, religión, lengua, o cualquier otra condición. La obligación de protegerlos exige que los Estados impidan los abusos de los derechos humanos contra individuos y grupos.

LO QUE DICE APARECIDA
Numeral 78 .- La vida social, en convivencia armónica y pacífica, se está deteriorando gravemente en muchos países de América Latina y de El Caribe por el crecimiento de la violencia, que se manifiesta en robos, asaltos, secuestros, y lo que es más grave, en asesinatos que cada día destruyen más vidas humanas y llenan de dolor a las familias y a la sociedad entera. La violencia reviste diversas formas y tiene diversos agentes: el crimen organizado y el narcotráfico, grupos paramilitares, violencia común sobre todo en la periferia de las grandes ciudades, violencia de grupos juveniles y creciente violencia intrafamiliar. Sus causas son múltiples: la idolatría del dinero, el avance de una ideología individualista y utilitarista, el irrespeto a la dignidad de cada persona, el deterioro del tejido social, la corrupción incluso en las fuerzas del orden, y la falta de políticas públicas de equidad social.
Numeral  80. En algunos Estados, ha aumentado la represión, la violación de los derechos humanos, incluso el derecho a la libertad religiosa, la libertad de expresión y la libertad de enseñanza, así como el desprecio a la objeción de conciencia.

A %d blogueros les gusta esto: