Actualidad

La Iglesia Católica instituye el Día Mundial

PlanetaTierra11

Por el Cuidado de la Creación

La Iglesia Católica preocupada por la situación crítica que afronta el planeta, ha decidió instituir el Día Mundial por el cuidado de la Creación, a celebrarse el primero de septiembre tal como ya lo celebraba la Iglesia Ortodoxa.

El Papa Francisco hizo pública esta iniciativa con el objetivo de que los católicos recuerden que deben proteger el planeta y pedir perdón a Dios por los pecados cometidos contra el mismo.

Así lo anuncia en una carta dirigida al presidente del Consejo Pontificio de Justicia y Paz, el cardenal Peter Kodwo Appiah Turkson, y al presidente del Consejo Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos, el cardenal Kurt Koch.

PlanetaTierra22

El Papa advierte que la crisis ecológica llama a los cristianos «a una profunda conversión espiritual» y «ecológica» y subraya que la protección del planeta «no es algo opcional ni un aspecto secundario de la experiencia cristiana».

Por ello, con esta Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación, que se celebrará anualmente, el Papa pretende que los creyentes puedan «renovar la adhesión personal a la propia vocación de custodios de la creación», dar gracias a Dios «por su maravillosa obra», invocar su ayuda para la protección del planeta y pedir su «misericordia por los pecados cometidos contra el mundo».

Esta jornada coincidirá con la instituida por la Iglesia Ortodoxa, un hecho que, según el Pontífice, permitirá testimoniar la «creciente comunión» entre ambas Iglesias. «Vivimos en un tiempo en el que todos los cristianos afrontamos idénticos e importantes desafíos, y a los que debemos dar respuestas comunes si queremos ser más creíbles y eficaces», apunta.

El cardenal Turkson será el encargado de poner en conocimiento de las Comisiones de Justicia y Paz de las Conferencias Episcopales, así como de los organismos nacionales e internacionales que trabajan en el ámbito ecológico, la institución de la Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación, para que, de acuerdo con las exigencias y las situaciones locales, la celebración se organice debidamente con la participación de sacerdotes, religiosos, religiosas y fieles laicos.

Para este propósito, y en colaboración con las Conferencias Episcopales, ese dicasterio deberá esforzarse por llevar a cabo iniciativas de promoción y animación, para que esta celebración anual sea «un momento intenso de oración, reflexión, conversión y asunción de estilos de vida coherentes».

Finalmente, el Papa invoca la intercesión «de la Madre de Dios María Santísima y de san Francisco de Asís, cuyo Cántico de las Criaturas mueve a tantos hombres y mujeres de buena voluntad a vivir alabando al Creador y respetando la creación».

A %d blogueros les gusta esto: